Volver a todos los artículos

Historias reales de superación: la marea rosa no se detiene


AMPARO MONTEJANO – 19 de octubre de 2016.


Hoy, 19 de octubre, es el Día Mundial contra el Cáncer de Mama y cada vez son más los que se “suman al rosa” para dar apoyo a la lucha contra esta enfermedad de la que se detectan 20.000 casos nuevos cada año.


Según datos de Asociación Española contra el Cáncer (AECC), el cáncer de mama supone en la actualidad casi un tercio del total de tumores femeninos (29%), sin embargo, la parte positiva de estas cifras es que la supervivencia de las pacientes a los cinco años del diagnóstico es ya de un 83%.

Un gran avance en investigación que, además, está acompañado de un gran apoyo social.

El símbolo del “lazo rosa” o ahora ya incluso del color rosa en sí mismo, se ha convertido gracias a las campañas de concienciación en el identificador de la lucha contra el cáncer de mama.

Las campañas, que al principio eran realizadas por organizaciones sociales, son desarrolladas ahora, cada vez con más frecuencia, por marcas que vinculan sus productos al apoyo a esta causa.


"El color rosa se ha convertido en el identificador de la lucha contra el cáncer de mama"


Un ejemplo es la “botella rosa” de Solán de Cabras. La tradicional botella de agua azul tiene una edición especial de color rosa que se ha convertido ya en todo un símbolo de la lucha contra el cáncer de mama.

A través de estas botellas y de otras acciones de su campaña #GotasdeSolidaridad, Solán de Cabras ha hecho a AECC una donación por valor de 26.000 minutos de atención psicológica para pacientes y familiares. Una ayuda profesional con la que ya han atendido a más de 3.000 personas, y que se convierte en uno de los pilares básicos para la superación de la enfermedad.


La marca de cosméticos Astor también ha querido este año, por segunda vez, sumarse a la lucha. Lo ha hecho con el lanzamiento de una colección exclusiva de 12 barras de labios Soft Sensation Color & Care. La campaña irá acompañada de una donación de 32.000€ a AECC.


El diseño de esta colección de Astor incorporara un lazo rosa.

Otras empresas que también se han sumado a esta tendencia de marketing social han sido Volkswagen o Guapabox.

La compañía de automóviles alemana ha subastado un Beetle fucsia por más de 30.000 dólares que irán destinados a una organización que se dedica a atender a mujeres que sufren la enfermedad, y ha lanzado una edición limitada de Beetles de este color.


El Beetle fucsia subastado pertenecía a Lisa Koehnen, que venció un cáncer de mama hace 12 años.

Guapabox, por su parte, ha dedicado la caja de productos de belleza del mes de octubre a la lucha contra el cáncer de mama sumándose a la campaña #Gotasdesolidaridad de Solan de Cabras.


Pocas enfermedades han logrado el apoyo que tiene la lucha contra el cáncer de mama. En este sentido, el trabajo de los departamentos de creatividad de las empresas juega un rol importante.

Un fenómeno social que podría replicarse en otras causas y enfermedades que también necesitan de un movimiento social que les dé apoyo.


Volver a todos los artículos