Volver a Artículos

Nestlé y Danone abren la vía de la sostenibilidad

Las botellas PET se utilizan especialmente para contener agua y bebidas carbonatadas.
Las botellas PET se utilizan especialmente para contener agua y bebidas carbonatadas.

AMPARO MONTEJANO – 6 de marzo de 2017.


Las cifras de la cantidad de basura que se generan a diario, sumadas a la cantidad de tiempo que tardan algunos materiales en descomponerse, son realmente alarmantes. Por este motivo, el reto de fabricar con métodos y materiales más sostenibles adquiere cada vez más relevancia y se financia incluso desde la empresa privada.


Según datos de un informe realizado por el Banco Mundial, en nuestro país cada persona produce una media de 440 kilos de basura al año.

Gran parte de estos residuos son envases de plástico que muchas veces tienen un breve periodo de uso, pero un tiempo de descomposición muy largo.

Las botellas PET, por ejemplo, son uno de los residuos más generados en los hogares ya que se utilizan para contener las bebidas carbonatadas y el agua.

El problema de estas botellas es que las mismas propiedades que hacen a este material muy protector y seguro para los líquidos que contiene, también dificultan su proceso de descomposición, por lo que una botella PET puede tardar unos 450 años en degradarse en el medio ambiente.


“Una botella PET tarda 450 años en degradarse en el medio ambiente”


Por este motivo, y ante las evidencias de que los recursos del planeta son finitos, Danone y Nestlé Waters, dos de las mayores empresas de agua embotellada a nivel mundial, se han unido con la startup Origin Materials para crear la Naturall Bottle Alliance, un envase PET fabricado con recursos 100% sostenibles y renovables.

Para lograr este producto se utilizarán materias primas de biomasa como cartón y serrín, pero también barajan explorar otros materiales como cáscaras de arroz, paja y residuos agrícolas.


"Utilizarán materias primas como cartón, serrín, cáscaras de arroz o paja para elaborar las botellas"


Nestlé y Danone declaran que la próxima generación PET será tan ligera, transparente, reciclable y protegerá al producto como el PET actual, pero será mejor para el planeta.“Creemos que los materiales fósiles tradicionales se pueden sustituir por materiales de envasado de base biológica”, explica Frederic Jouin, jefe de I+D para materiales plásticos de Danone.

“La tecnología actual posibilita un PET con un 30% de origen biológico”, señala John Bissell, director de Origin Materials,“nuestra tecnología aspira a conseguir botellas 100% de base biológica”.

Este gran avance además, quedará a disposición de toda la industria de bebidas, ya que tanto Danone como Nestlé consideran que todo el mundo debería beneficiarse de este nuevo material.

El objetivo de la Naturall Bottle Alliance es lograr en 2018 botellas que superen el 60% de base biológica, y ya en 2020, el objetivo final de su trabajo.


Volver a Artículos